17 tácticas infalibles para mejorar tu ranking SEO

Tener un gran sitio web con contenido de gran utilidad, pero no conseguir mejorar los rankings SEO en Google para conseguir más visitantes de forma orgánica significa un genuino dolor de cabeza.

Lo bueno es que no todo está perdido porque hay cambios que puedes realizar hoy y tendrán efectos casi inmediatos en tu ranking SEO y acelerarán la popularidad de tu página en internet y por consecuencia en Google.  Estos cambios son:

  1. Mejorar los títulos de cada página
  2. Agregar una metadescripción interesante
  3. Crear un primer párrafo impresionante
  4. Mejorar la legibilidad
  5. Usar listas numeradas y no numeradas
  6. Aumentar la frecuencia de publicación
  7. Aumentar la extensión del contenido
  8. Utilizar sinónimos de la palabra clave principal
  9. Agregar enlaces internos
  10. Mejorar la navegación
  11. Disminuir el peso de las imagenes
  12. Habilitar el caché de tu web
  13. Garantizar la seguridad de tus usuarios
  14. Mejorar la velocidad de tu sitio web
  15. Trabajar en la «marca web»
  16. Conseguir más backlinks
  17. Cambiar el diseño

Ahora pasemos a explicar estos «truquitos SEO»:

1. Mejorar los títulos de cada página

Llevar meses o hasta años publicando y que las páginas de tu sitio no se posicionen aún teniendo buen contenido es un signo de que algo está fallando y es posible que el título de tu página tenga mucho que ver con ello.

Algunos expertos en el SEO afirman que el título es uno de los aspectos que más influyen en los rankings SEO, por lo que es posible que el título actual de tus páginas no representen el contenido real, pero sobre todo específico; por ejemplo, si una publicación trata sobre la palabra clave «alimentos para gatos»; entonces, el título debería representarlo de una forma atractiva y al mismo tiempo, explícita.

Por ejemplo: 10 Super Alimentos para Gatos, Alimentos para Gatos que lo Harán Feliz, Alimentos para Gatos Súper Saludables

Un gran título mejorará tus rankings porque aumentará la tasa de clicks (CTR) de tu página en los resultados del buscador.

2. Agregar una meta descripción interesante a cada página

Cuando Google muestra sus resultados incluye el título, el url y también una pequeña descripción; esta le da una idea general al usuario sobre la información que va a encontrar en la página web.

Ojo…

Se ha observado que Google, en sus resultados de búsqueda, muestra la metadescripción que agregamos manualmente a nuestro sitio o un fragmento del contenido de la página, esto depende del contexto y tipo de búsqueda. Si la metadescripción describe muy bien el contenido de la página, es muy posible que la muestre.

…sí, pero, ¿cómo crear una metadescripción interesante?

Una metadescripción interesante debe ser:

  1. Clara, Precisa y Concisa
  2. Tener una longitud no mayor de 225 caracteres.
  3. Utilizar palabras auxiliares fuertes que resalten la palabra clave principal en la metadescripción.
  4. Incluir uno o más detalles importantes para resaltar la idea principal.

Asegúrate de incluir una meta descripción en todas tus páginas para que el ranking global de tu sitio mejore.

3. Crear un primer párrafo impresionante

El primer párrafo de una página o de un blog debe impresionar.

La descripción de un producto o un servicio que ofreces tiene que ser muy interesante para que el usuario se motive a continuar la lectura del resto de la página y continúe la navegación por otras páginas del sitio.

El primer párrafo debe ser una pequeña introducción a la publicación.

Para que saques el mayor provecho de ese primer párrafo te recomiendo lo siguiente:

  • Incluye la palabra clave (o su sinónimo) en la idea central de dicho párrafo.
  • Presenta una breve descripción del problema que se resuelve en la publicación y/o el beneficio general que se obtendrá.

Un gran párrafo introductorio ayudará a que tu página mantenga un porcentaje de rebote bajo lo cual favorecerá que tus lectores se mantengan más tiempo en el sitio, esto resultará en más enganche con la marca que representa tu sitio web.

4. Mejorar la legibilidad

La legibilidad es la capacidad de leer un texto con facilidad. Un texto legible es más comprensible y más satisfactorio para el usuario en términos de la experiencia en el sitio. Es decir, que si tu página web es más legible, tus visitas continuarán más tiempo en tu sitio y no regresarán inmediatamente a Google.

Para mejorar la legibilidad de tu página web haz lo siguiente:

  1. Utiliza párrafos más cortos con 2 a 3 oraciones en promedio.
  2. Utiliza palabras más cortas para representar un objeto o una acción.
  3. Usa palabras de uso común (evita colocar palabras que tus usuarios no entiendan).
  4. Ajusta la altura de línea (line-height)
  5. Ajusta los márgenes de párrafo.
  6. Subdivide tu contenido en secciones separadas por encabezados.

¿Se puede medir la legibilidad?

Para gran fortuna se puede medir la legibilidad SEO y hay varias fórmular para hacerlo; sin embargo, lo mejor es usar herramientas que te ahorren tiempo; una de ellas es www.legible.es, esta te muestra cuál es el índice de legibilidad para el idioma español de cualquier texto.

5. Usar listas numeradas y no numeradas

Lo primero que hará un visitante apenas acceda a tu web desde un buscador es realizar un «scan» de la página y luego, decidir si se toma el tiempo de empezar a leer o regresa al buscador.

Una técnica ampliamente conocida para generar más interés en ese usuario e impulsarlo a realizar una lectura es la inclusión de listas numeradas o no numeradas. Estas llaman la atención y facilitan la comprensión del texto.

Ejemplo de lista numerada:

  1. Paso 1
  2. Paso 2
  3. Paso 3

Ejemplo de lista no numerada:

  • Pollo
  • Carne
  • Lechuga

Por ejemplo, en un artículo extenso hacer uso de listas numeradas entre los párrafos iniciales será beneficioso para brindarle ideas a ese usuario de lo que tratará el contenido expuesto.

6. Aumentar la frecuencia de publicación

Es cierto que la calidad es lo más importante, pero también lo es enganchar (marketing) tus usuarios a la marca de tu página, esto aplica muy bien para cualquier tipo de sitio, sin importar si es un mero blog, una página de servicios o una tienda online.

La razón principal…

Contenido nuevo es sinónimo de enganche, y el enganche es combustible puro para tu estrategia SEO.

La generación frecuente de contenido es un indicador de que tu sitio web está activo y por ende, buscadores como Google le dan más valor a sitios web más dinámicos.

Si publicas…

  • Una vez al mes, aumenta a dos por mes
  • si publicas 1 vez por semana, aumenta a dos por semana,
  • Y así sucesivamente hasta que puedas publicar varias veces a la semana.

7. Aumentar la extensión del contenido

¿Estás en la segunda página de Google? ¿O en la tercera tal vez?

¿Has analizado el contenido de las páginas que tienen un mejor ranking que las tuyas? ¿Cuántas palabras tienen? ¿300, 500, 2500? ¿Cuántas palabras debería tener un post de un blog?

Una estrategia muy común y muy efectiva para mejorar el ranking SEO, que yo personalmente uso para escalar posiciones en Google es extender el contenido; es decir, hacerlo tan o más extenso que las páginas que se encuentran en las primera página de resultados, mientras voy haciendo ajustes de calidad como mejorar la legibilidad, correcciones gramaticales, etc.

Este cambio incrementará el tráfico a tu sitio web en poco tiempo.

8. Utilizar sinónimos de la palabra clave principal

Alrededor de las palabras clave (SEO) gira casi todo lo que tiene que ver con posicionamiento en buscadores y algo tan importante como usar sinónimos de una palabra clave generará visitas extras a todas las páginas donde estas representen un número significativo de búsquedas.

Digamos que queremos posicionar una página web para una palabra clave, tomemos «comida para gatos» de nuevo como ejemplo; un sinónimo muy común es «alimento para gatos».

«Comida para Gatos» tiene 10000 búsquedas mensuales aproximadamente, «Alimentos para Gatos» también tiene esa misma cantidad de búsquedas aproximadas; sin embargo, dos páginas que en esencia serían lo mismo (dicho de distinta forma) podría ser contraproducente para el SEO, así que lo que hacemos es crear una página que se llame «comida para gatos» e incluimos dentro de esta página la palabra clave «alimento para gatos» o viceversa, en el texto del contenido o de los subencabezados (h2, h3, h4, etc.).

9. Agregar enlaces internos en el texto del contenido

Como hemos visto en los puntos anteriores, disminuir el porcentaje de rebote es determinante para enganchar a un usuario a la marca que representa un sitio y enlazar palabras clave de nuestro contenido a otras páginas de interés relacionadas contribuye en conseguir porcentaje de rebote menores y por ende mejorar la experiencia de un usuario.

Pero aparte del porcentaje de rebote, hay un aspecto fundamental para el SEO general de un sitio y es que los enlaces internos facilitan el rastreo de páginas a los robots de búsqueda y además, ayudan a Google a entender el contexto semántico de una determinada palabra clave lo cual le permite ofrecer mejores resultados a sus usuarios. (Ref.: https://webmasters.googleblog.com/2008/10/importance-of-link-architecture.html)

Solo asegúrate de utilizar como texto ancla (anchor text) la palabra clave y no frases como click aquí, entra aquí, etc.

Por ejemplo:

Enlace interno optimizado

Enlace con palabra clave como texto Ancla:

Mira algunas de las opciones más saludales que tenemos disponibles de <a href="eldominiodelosgatos.com/comida-para-gatos">alimento para gatos</a>.

Enlace interno no optimizado

Enlace con «Click aquí» como Texto Ancla:

Si deseas obtener un listado sobre alimentos para gatos disponibles haz <a href="eldominiodelosgatos.com/comida-para-gatos">click aquí</a>

10. Mejorar la navegación y estructurar el acceso a secciones más importantes

Esto es uno de los trucos SEO infalibles para mejorar el ranking.

Imagina que un usuario ingresa a tu sitio en busca de una información muy útil que vio unos días atrás, pero resulta que cuando accede desde otra página le es muy difícil volverla a encontrar porque tu página no cuenta con un buen menú de navegación.

Asegúrate de incluir en el menú de navegación de tu sitio las secciones más importantes, asimismo como subsecciones de interés que faciliten que un visitante encuentre lo que está buscando.

Mi experiencia personal me ha dictaminado que uno de los aspectos claves para mejorar el ranking de los sitios que manejo ha sido mejorar la navegación; además, de ser un punto a favor para el SEO, lo ha sido para incrementar las conversiones en ventas y/o llenado de formularios de contacto.

11. Disminuir el peso de las imágenes

He visto como muchos webmasters, blogueros y diseñadores pasan por alto el control de la velocidad de sus páginas.

Una página muy pesada, carga más lento y provoca una terrible impresión en los usuarios que acceden a ella, incitándolos a que abandonen la página tan pronto entran, en especial si lo hacen desde un dispositivo móvil.

Lo primero que debes hacer es optimizar el peso de las imágenes.

¡Mira que con optimizar quiero decir «reducir» el peso en Kilobytes!

Si las imágenes ayudan a ilustrar el texto y no son el centro de atención; entonces, disminuye su peso tanto puedas. Si utilizas algún software como de procesamiento de imágenes asegúrate de guardar la imagen optimizada para Web (Photoshop e Illustrator te dan esta opción).

12. Habilitar el caché de tu sitio web

En esencia el contenido de una página de internet abarca desde el código fuente, texto e imágenes, algunas de estos elementos son:

  1. Generados dinámicamente mediante programación o algún software como WordPress o Joomla
  2. y otras son estáticas; es decir, que el sitio no requiere programación para mostrar un contenido (HTML puro).

¿Por qué te explico esto?

Para que entiendas el «por qué» del caché.

El caché es una especie de «copia» de una página web que guardamos en un directorio de nuestro servicio de hosting para que un usuario pueda acceder con mayor rapidez al contenido del sitio sin tener que generarlo mediante programación.

Si usas WordPress cada vez que un usuario o un robot del motor de búsqueda acceda a una página de tu sitio este programa tendrá que generar la página nuevamente; es decir, conectarse a la base de datos y generar un código HTML que muestre la página; todo esto hace que un sitio web se haga más lento.

Al habilitar el caché de tu sitio con un plugin cada vez que se genere una página esta almacenará una copia en un directorio, la próxima vez que alguien acceda a ella se mostrará dicha copia.

13. Garantizar la seguridad de tus usuarios

Cualquiera sabe que la confianza en una «marca» es importante, en el mundo del posicionamiento en Google y los rankings SEO no es distinto.

Una de las formas de generar confianza es ofreciéndole seguridad en la navegación a tus usuarios. Además de instalar un certificado de seguridad SSL en tu sitio para que muestre https:// en vez de http:// debes tomar otras medidas de seguridad como:

  • Proteger el Código de tu Sitio
  • Solicitar contraseñas fuertes
  • Mantener tu sitio actualizado
  • Crear copias de respaldo
  • Entre otras

Estas medidas de seguridad SEO garantizarán la confianza que un usuario tenga en tu sitio (y al revés también) y también prevendrás ser penalizado por los buscadores y caer en tus rankings SEO.

14. Mejorar la velocidad de tu sitio web

Bien…

Ya anotaste dos cosas importantes que mejorarán la velocidad de tu sitio:

  1. Reducir el peso de las imágenes
  2. Habilitar el caché

No obstante, tomar medidas como comprimir archivos javascript y las hojas de estilo también juegan un rol importante en qué tan rápido cargue una página.

El Sitespeed de Google es una gran herramienta SEO para comprobar la velocidad de tu sitio web y la salud de tu sitio.

15. Trabajar en la «marca web» de tu sitio

Escribir artículos épicos, conseguir enlaces y trabajar en el SEO OnPage es importante, pero lo es aún más dedicarle un tiempo, esfuerzo y dinero al trabajo de posicionamiento de la «marca web» de tu sitio.

¿Cómo puedes posicionar la marca web de tu sitio?

Empieza por algo tan simple como incluir tu sitio web en:

  • Tarjetas de Presentación
  • Volantes
  • Afiches
  • Catálogos
  • Anuncios de Radio y TV
  • Anuncios en el Periódico

En lo que tiene que ver con internet, ten una presencia muy activa en redes sociales: Facebook, Linkedin, Twitter, Instagram, Foros (los foros son el antepasado de las redes sociales modernas), etc.

Asiste a eventos presenciales (seminarios, conferencias, ferias, etc.), haz networking y propicia colaboraciones.

16. Conseguir más backlinks

Muchos SEOs consideran que una de las partes más difíciles del posicionamiento en Google es conseguir que otros webmasters y blogueros coloquen enlaces hacia sus sitios.

Al principio parece una labor titánica; sin embargo, a medida que vas avanzando en la promoción y creación de contenido épico en tu sitio los enlaces entrantes empezarán a llegar con más facilidad.

Para empezar te recomiendo lo siguiente:

  1. Crear contenido épico no es suficiente, tiene que ser único y original. Convierte a tu sitio en una fuente primaria de información.
  2. Crea infografías. Una buena infografía puede atraerte un buen par de enlaces entrantes, si es buena otros webmasters la utilizarán y enlazarán a tu sitio.
  3. Promueve el contenido tanto como puedas. Se trata de distribuir tu contenido no solo en redes sociales, envía correos a otros blogueros a quienes le pudiera interesar el artículo.
  4. Networking, otra vez. Alguien que confía en ti, confía en tu contenido. Aprovecha los eventos en vivo y las comunidades virtuales para hacer networking y además, ganarte la confianza de otros webmasters dentro de tu nicho de mercado.
  5. SEO Local. Si tu sitio web incluye servicios locales una muy buena forma de conseguir enlaces entrantes relevantes es listarlo en directorios de negocios de tu ciudad. Muchas asociaciones y clubes estarán complacidos en listar tu sitio.

17. Cambiar el diseño de tu web

¿Alguna vez te has preguntado qué tan atractivo es tu sitio para tus usuarios? ¿El diseño va acorde con la temática de mi sitio? ¿Los colores gustan? ¿El formato es atractivo? ¿La tipografía?

Un buen diseño puede lograr cambios drásticos en las conversiones en ventas, cantidad de llamadas o contactos de formularios, pero en especial en la experiencia del usuario lo que, como ya sabes, juega un rol importante en el SEO de nuestro sitio.

Si tu presupuesto es un limitante y no te alcanza para un diseñador, te sugiero que compres una plantilla, en internet hay muchos lugares donde hacerlo; sin embargo yo te sugiero TemplateMonster porque las he usado para varios de mis clientes y los resultados han sido fenomenales.

¿El tamaño de la fuente influye en el posicionamiento Web?

Las profesionales dedicados al SEO están en la búsqueda constante de señales que le indiquen si el contenido de una página web es relevante para una palabra clave, pero otros factores relacionados al sentir de una persona cuando entra a un sitio web; su nivel de satisfacción visual, también es importante.

A ese nivel de satisfacción visual le podemos llamar experiencia del usuario.

Aunque no lo creas la experiencia visual del usuario es un factor que yo tomo muy en cuenta y que con seguridad es un hecho que provoca un porcentaje de rebote alto o bajo en cada visita.

Cuando entramos al tema «experiencia visual del usuario» lo primero que debes tener en cuenta es el tamaño de la fuente; es decir, qué tan grande o pequeña es la letra.

El tamaño de la fuente juega un papel importante en el posicionamiento web porque repercute en qué tanto tiempo se mantendrá en tu sitio.

En cuanto al tamaño de la fuente y la experiencia visual se pueden presentar 5 posibles escenarios:

  1. Fuente muy pequeña, tanto que el usuario no la pueda ver o tenga que forzar la vista.
  2. Tamaño de la fuente no acorde con el diseño gráfico del sitio.
  3. Fuente muy grande que angustie al usuario.
  4. Tamaño de fuente que no corresponda a la temática del sitio.
  5. Tamaño de fuente que no esté en tendencia.

Para saber qué tamaño de fuente es el correcto podemos:

  • Realizar experimentos para calcular cuál de las fuentes nos garantiza que una persona se mantendrá más tiempo en el sitio.
  • Investigar en sitios con temáticas similares y definir tendencias.
  • Asesorarse con un diseñador gráfico experimentado.

Para clarificar un poco más, ejemplificaré:

Imaginemos que hemos creado un sitio web sobre consejos de salud para personas jubiladas, con una fuente tamaño Arial 9px.

Seguro en una computadora de escritorio la letra se verá muy pequeña y mucho más en un teléfono móvil.

Será muy posible que una persona jubilada (digamos que mayor a 65 años) por el desgaste natural de la visión le costará leer la información publicada y es «probable» que tan pronto entre y alcance a leer un par de párrafos abandonará el sitio.

Si le damos suficiente importancia al tamaño de la fuente, lograremos grandes beneficios al disminuir el porcentaje de rebote de nuestro sitio.

Enlaces internos para el posicionamiento web

El impacto de la colocación de enlaces internos en el SEO de un blog es profundo por varias razones como: el rastreo de más páginas de parte de los robots de búsqueda y una navegación más extensa de parte del usuario.

Los enlaces internos siempre han tenido un gran valor para la estrategia de optimización SEO y por el momento no parece desestimarse su importancia; sin embargo, no debemos centrar toda nuestra atención en los motores de búsqueda, craso error sería hacerlo, sobre todo si queremos que nuestro sitio web salga adelante.

En el último tiempo he experimentado sobre el poder de los enlaces internos y he descubierto que son más poderosos de lo que pensaba cuando son dispuestos correctamente dentro de nuestro contenido.

Y hay varias razones por las cuales los enlaces internos toman vital importancia en el día de hoy, pero uno de los principales motivos para prestarle más atención que nunca es: el incremento del uso de los dispositivos móviles.

¡Pongamos esto en perspectiva!

Cuando estás visitando una página de tu celular, es casi seguro que prestas atención al contenido, no a una lista de enlaces recientes, ni relacionados o menús.

Esto se debe a que los creadores de contenido han respondido a esta tendencia global, enfocándose principalmente en el texto.

Por un lado, los que llevan varios años trabajando en el desarrollo y creación de contenido web se resisten al hecho de tener que trabajar para móviles, porque parece que el «user experience» ya no valiese nada; no obstante, dudo que sea así.

network-1246209_640

Diría que todo lo contrario, el contenido de calidad es cada día más valioso.

Cuando un contenido es valioso captas la atención (cual debe ser tu primer objetivo) y las apuestas a que esa visita continúe la travesía por el sitio se duplican.

¿Cómo enlazar correctamente?

Todo depende del contexto del enlace en el contenido, sea que ese enlace redirija a otra página del blog, a una página de aterrizaje o a la página de un producto específico, la mejor forma para hacerlo es buscando puntos de inflexión en la atención del lector.

Este punto de inflexión se puede inducir cuando llegamos a puntos que requieren explicaciones más profundas, pero que podrían distraernos de la temática original del contenido.

También podemos enlazar internamente cuando queremos referenciar a contenido que podría ser de interés para el lector aunque no esté relacionado con el asunto principal.

En este caso hay que ser cuidadosos, y solo deberíamos enlazar de esta manera cuando podemos estamos seguros que podemos mantener la atención del usuario, de lo contrario corremos el riesgo de que abandone nuestro sitio rápidamente.

Enlaces Internos y el SEO

Enlazar internamente el contenido de nuestro sitio web es bueno mejorar el rastreo de los motores de búsqueda, pero creo que hoy y a futuro se vislumbra, que el SEO es resultado del comportamiento del usuario.

Enfoca tus esfuerzos en enlazar internamente para que tu usuario pueda acceder a todo el contenido y para mantener el porcentaje de rebote bajo.

¿Cuáles son los beneficios de enlazar tu contenido?

  • Los robots rastrean con más facilidad tu contenido
  • Disminuir el porcentaje de rebote
  • Aumenta la posibilidad de que un usuario se suscriba o compre un producto.
  • Entre otros.

Beneficios de un porcentaje de rebote bajo

Todo gira alrededor de reducir el porcentaje de rebote, hacerlo lo más bajo posible. Pero, ¿te has preguntado por qué? ¿cuál es la idea de que las personas pasen más tiempo en tu página web y no fuera de ella?

En mi experiencia, la ejecución de acciones como consecuencia de llamados de acción (y que valga la redundancia) dentro de un sitio web es inversamente proporcional al porcentaje de rebote. Es decir, entre más bajo sea el porcentaje de rebote mayor será la cantidad de acciones que un usuario realice en nuestra página web, blog, app, etc..

Como consecuencia de lo anterior obtendremos los siguientes beneficios:

1. Más suscripciones a tu lista de correos

Reducir el porcentaje de rebote te ayudará a incrementar la cantidad de suscripciones a la lista de correos de tu blog. Entre más tiempo, pasa un lector en tu sitio web, el enganche será mayor asimismo como las probabilidades de que este se suscriba al boletín de tu blog. (¿Cómo aumentar la lista de correos electrónicos de mi blog a 1000 suscriptores).

2. Conseguir más suscriptores en redes sociales

Cuando publicas contenido muy útil, correctamente enlazado y por ende, apuntas a obtener porcentaje de rebotes bajo, te será más fácil conseguir usuarios que te sigan en redes sociales, porque confían en tu marca (sea personal o comercial).

3. Vender y vender más

¿Sabes cuáles son los sitios web más exitosos? Los que mantienen a los usuarios más tiempo dentro de ellos. Es lo mismo que sucede cuando vamos a una tienda (física)… generalmente, se trata de de que el visitante recorra la mayor cantidad de pasillos posibles para que al final de su visita compré más cosas de las que tenía prevista cuando ingresó al local comercial.

Mantener un porcentaje de rebote, gracias al contenido interesante y correcta distribución de enlaces internos puede ayudarte a vender mucho más.

Sea que vendes directa o indirectamente a través de internet.

¿Cómo reducir el porcentaje de rebote?

Reducir el porcentaje de rebote se ha convertido en el dolor de cabeza de muchos blogueros y estrategas de posicionamiento web, pero no tiene por qué serlo para ti si sigues las siguientes recomendaciones.

¿Por qué es importante mantener bajo el porcentaje de rebote?

Porque disminuir el «bounce rate» nos puede ayudar a incrementar las conversiones en el sitio por ventas directas y también a generar más ingresos por publicidad.

Imagina entrando a una tienda multidepartamento, entre más tiempo pasas en ellas, más ganas tienes de comprar y aunque no compres, regresarás.

Es claro que entre más tiempo permanezca un usuario en el sitio mayor será el enganche con la marca que representa nuestro proyecto y por ende, suben las probabilidades de vender, tal cual una tienda multidepartamento.

Por otro lado, es tácito que los esfuerzos en reducir el porcentaje de rebote tienen un claro efecto en el posicionamiento de nuestro sitio en la web.

¿Porcentaje de rebote ideal?

El porcentaje de rebote ideal sería del 0%; es decir, que todo el mundo luego de entrar a la primera página continuará navegando a través del sitio; sin embargo, esto es bastante improbable, por lo que la estrategia principal sería apuntar a obtener el rebote más bajo posible.

Mi opinión muy personal al respecto es tratar de obtener un porcentaje de rebote menor al 50% (lo cual considero aceptable).

Estrategias para reducir el porcentaje de rebote

Las estrategias para reducir el porcentaje de rebote deberían ser ajustadas en función del proyecto y aunque no hay reglas respecto a ello, sí existen ciertas tácticas que podemos implementar para reducir un porcentaje de rebote alto y lograr que los usuarios se mantengan más tiempo en el sitio.

Entre las cuales enumero:

  1. Copywriting para SEO
  2. Legibilidad
  3. Enlaces Internos
  4. Mejorar el Diseño y Diagramación
  5. Adaptabilidad para Navegadores por Dispositivos

1. Copywriting para SEO

El copywriting para SEO funciona para disminuir el porcentaje de rebote de una página en particular. El poder de las palabras es infinito en cuanto a engagement se refiere.

Un contenido con títulos atractivos, que cuente historias y sea comprensible en términos de nuestro usuario promedio, incentivará a que pase del primer párrafo y continúe la navegación a través del sitio.

En internet existen muchos libros de copywriting en formato electrónico que puedes adquirir para agregar a tu abanico de habilidades, el copywriting.

2. Legibilidad

Entre más legible es un contenido más fácil es disminuir el porcentaje de rebote del sitio. Considero que las convenciones tradicionales de legibilidad deben ser ajustada al tipo de contenido; no obstante, puedes empezar probando con:

  • Disposición Adecuada de Títulos
  • Párrafos Cortos
  • Uso de Listas
  • Etc..

3. Enlaces internos

Enlazar internamente; es decir, incluir enlaces dentro del contenido que apunten a otras páginas dentro de tu sitio web es una de las estrategias que puede disminuir significativamente el porcentaje de rebote de tu sitio. Sin embargo, es importante ser cuidadosos con esto, incluir enlaces excesivamente puede causar un efecto negativo en lo que a legibilidad se refiere.

Cuando creas enlaces en un contenido de una página web, procura hacerlo con palabras claves relacionadas al artículo en cuestión y que consideres que pueden ser relevantes para tu perfil de lector.

4. Mejorar el diseño y la diagramación del sitio

El diseño y la diagramación del sitio son claves por el impacto que pueden causar no sólo en el porcentaje de rebote, también en las conversiones o en los ingresos generados por publicidad.

5. Adaptabilidad para navegadores por dispositivos

Es casi obligatorio que nuestro sitio web se adapte o muestre una versión para dispositivos móviles.

Una de las acciones a tomar para disminuir el porcentaje de rebote cuando se accede desde móviles es reducir la velocidad de carga del sitio y ajustar el sitio al tamaño de pantalla del dispositivo en uso.

Lo principal para reducir el porcentaje de rebote

La esencia está en el contenido y en la experiencia que le brindaremos al usuario que accede a nuestro sitio. Si quieres reducir el porcentaje de rebote  trabaja muy fuerte en ello.